La recaudación del Kickstarter Ant Simulator, gastada en alcohol y stríppers

¿Conocíais el proyecto de Kickstarter Ant Simulator? De ser así, espero que no hubiéseis aportado dinero, porque su autor y desarrollador Eric Tereshinski publicó hace pocos días un vídeo en el que explicaba los motivos por los que abandonaba la empresa y cancelaba el juego, que prometía brindar la experiencia de pasear por el mundo como una hormiga, teniendo que cooperar con el resto de la colmena (Había incluso anuncios de compatibilidad con Oculus Rift)

Y el motivo para dicha cancelación no es otro que el robo y despilfarro de dinero por parte de los dos socios de Eric, que se han gastado la mayor parte de la recaudación de Kickstarter en alcohol, cenas, fiestas y stríppers (lo que se conoce como hacerse un Bender), dejando a Eric con la tesitura de dar explicaciones a todos los que aportaron dinero a un proyecto que nunca verá la luz. Dichos socios eran, por cierto, los dos mejores amigos de Eric desde hace 11 años, casi nada.

tumblr_mwh9gzfLtL1rsyvkio1_500

Por si fuera poco este desmadre, Eric explica que aún si quisiera seguir con el proyecto de Ant Simulator, no podría publicarlo nunca, puesto que sus socios tienen estipulado por contrato que la licencia es común, y no propiedad de Eric. Dicho de otra manera, Eric y sus mejores amigos se embarcaron en un proyecto común, para después robarle, abandonarle sin dar explicaciones y con un kickstarter fraudulento, y dejarle sin la posibilidad de acabar su juego

Este es el vídeo que Eric ha publicado a modo de explicación y disculpas, donde nos habla con la voz rota (no es para menos habiendo sido traicionado y estafado por tus dos mejores amigos) y muestra interés por contactar con los que le apoyaron en Kickstarter, para devolverles su dinero y demuestra querer seguir adelante como desarrollador de videojuegos, pese a todo.
Me es imposible ponerme en su lugar, pero se ve que ganas no le faltan de seguir adelante, aprender, y «no volver a confiar tan fácilmente«, como él mismo dice, y para mí el hecho de que intente devolver el dinero ya demuestra una honestidad brutal.

Deja una respuesta