Las guerras entre mascotas – Mario vs Sonic parte 2 – 32 bits y nuevo milenio

En el artículo previo les hablé de los inicios de la rivalidad Mario vs Sonic, las dos mascotas de las compañías más representativas e importantes en la industria de los videojuegos durante la década de los 90, conocimos sobre el origen de Sonic en la «era de los 16 bits» y cómo se convirtió rápidamente en un rival a temer, aunque poco a poco fue perdiendo terreno, ahora continuaremos en la «era de los 32 bits», que también se conoció como la «era de los 64 bits», y el inicio del nuevo milenio.

Mario se alejaba más del erizo con la llegada de la Nintendo 64

¡¡Las mascotas de Sega y Nintendo en 3D!!

Siguiendo los años, Mario preparaba su segunda entrega de Super Mario World, en la isla de la querida mascota “Yoshi”, mientras que Sega había dejado las partes principales de su saga de lado llevando a Sonic y Tails a distintos juegos donde cada uno eran protagonistas (Sonic Laberinth por parte de Sonic, Tails Adventure  y Tails Skypatrol por parte del zorro de dos colas), fueron juegos bastante buenos que no tuvieron un impacto importante, mientras que Super Mario World 2 cerraba con una guinda el poco tiempo de vida que ya le quedaba a su Super Nintendo.

El 96 sería un año clave para el conflicto Mario vs Sonic, Nintendo venía como un fuerte rival, nacía la “Nintendo 64” con un juego de su mascota de lanzamiento, Super Mario 64, un juego que causo un boom entre los viejos y nuevos jugadores del fontanero, pues el juego en 3D era una innovación que gustó mucho, en cambio, la mascota de Sega seguía intentando darle algo más de vida a la Megadrive, saliendo Sonic 3D, un juego que fue uno de los bastante malos, pues el manejo era muy complicado y esa tridimensionalidad no le vino nada bien, dando más que un claro vencedor en este nuevo round de Mario vs Sonic, que fue Nintendo y su fontanero.

1997 no fue especialmente importante, pues ninguno llegó a sacar una secuela siguiendo su historia, la mascota de Sega lanzó Sonic R un juego de carreras tocando el punto fuerte de Sonic, el no necesitar un vehiculo como pasó en entregas en su portátil con Sonic Drift, mientras que Mario se subía a un kart nuevamente saliendo el Super Mario Kart 64, y en SNES, salía el Super Mario RPG.

Un año después, Mario descansaba para dar paso a Yoshi y otro juego estelar Yoshi’s Story, mientras que Sega apostó por su nueva consola, la Sega Dreamcast, y sacaron a su mascota entre los primeros juegos, tratándose de Sonic Adventure, entrando en el modelo 3D para luchar con lo que había sido Super Mario 64, consiguió una buena afluencia de gente, ya que vendió mas de 2 millones de copias (incomparables en ventas al Super Mario 64, pero hay que contar que el juego de la mascota nintendera venía con la consola), siendo el juego más vendido de la Sega Dreamcast.

El 2000, comienza el desastre para Sonic

Sonic Heroes y Mario Sunshine

El 2000 fue el comienzo de lo que finalmente sería la victoria total de Mario, pues pese a que ninguno siguió sacando juegos principales de sus mascotas, Mario había sacado Mario Party, mientras que Sonic sacaba también su “Party” llamado Sonic Shuffle que no gustó demasiado a los jugadores.

El año siguiente fue importante para la mascota Sonic, pues salía al mercado Sonic Adventure 2, intentando revivir la Dreamcast que no estaba teniendo una cantidad importante de ventas. Éste finalmente fue el último juego que saldría en las consolas de Sega, pues ésta decidió dejar de crear consolas para dedicarse a los juegos, esto hizo que Nintendo cogiera la ventaja importante pues ya no tenía que luchar contra la consola de Sega y centrarse mayormente en la de Sony. En ese mismo año saldría Sonic Advance para la portátil de Nintendo, la Game Boy Advance, volviendo a los primeros juegos de Sonic, siendo un juego muy querido, mientras que Mario sacaba también para la portátil Super Mario Advance y en su sobremesa salía Paper Mario, ambos juegos fueron muy gustosos para la crítica.

2002 sería el “golpe en la mesa” que daría la mascota nintendera, salía al mercado Super Mario Sunshine, volviendo a innovar, en esta ocasión en su nueva consola GameCube, mientras que la mascota de Sega sacaba Sonic Advance 2 que luchaba con Super Mario Advance 2 que salio el mismo año, aunque fueron ambos muy buenos juegos, Sonic Advance 2 perdió frente a la mascota nintendera, pero tuvo muy buenas ventas.

Sega intentaba que Sonic volviera al 3D, después de sus dos buenos juegos en la Advance, llegaba Sonic Heroes, el juego que buscaba dar un golpe sobre la mesa al igual que hizo el año pasado Nintendo, con grandes premisas, se prometía un juego donde había varios equipos con 3 personajes en cada uno, teniendo estos historias distintas, pero cuando salió en las distintas plataformas, entre ellas GameCube y Playstation 2, los bugs eran tan horribles que acabaron siendo muy criticados tanto por la prensa como los jugadores que habían adquirido dicho juego.

Tras el batacazo, Sonic siguió en la portátil con Sonic Advance 3, un buen juego aunque no superaba las dos secuelas anteriores, y Super Mario 64 volvia a salir, pero esta vez en Nintendo DS con nuevos personajes, consiguiendo ser un juego importante en la portátil táctil de Nintendo. Aparte de llegar la secuela en su sobremesa de Paper Mario, siendo un juego excelente.

Es en este punto cuando la rivalidad de Mario vs Sonic, que se mantenía bastante fuerte con ambas mascotas compitiendo entre sí, daría un giro de 180° y ante la sorpresa de propios y extraños comenzaría un nuevo enfoque, las colaboraciones y rivalidades con ambos personajes en un mismo juego. Les invito a que nos sigan leyendo en la tercera parte de Mario vs Sonic.

Deja una respuesta