[Nostalgia] Star Force, bienvenido a la guerra estelar

¡también somos tienda de videojuegos y accesorios retro! mira 👇👇

¡Oferta!
¡Oferta!
¡Oferta!
¡Oferta!
¡Oferta!
11,77$
¡Oferta!
¡Oferta!

La NES y la Family Computer (la NES japonesa) tuvieron un gran catálogo de juegos a lo largo de su historia, un catálogo que en su mayoría son para pasar el rato, sin una historia en concreto, más bien eran juegos arcades llevados a dicha consola donde se pasaría un gran rato disfrutando de aquellos juegos, y de allí llegó Star Force, un shooter de scroll vertical, desarrollado por Tehkan (posteriormente Tecmo), donde hay que acabar con todo lo que nos vaya saliendo en pantalla, para seguir pasando niveles.

Este juego lo destaco entre muchos otros, pese a haber jugado muchos de su estilo, ya que me pareció uno de los más difíciles, por algunas razones que iré comentando, lo cual hace de este juego una joya que a cualquier jugador de “matamarcianos” disfrutara muchísimo, así que sin más, ¡¡comencemos el análisis de Star Force, de NES y Famicom!

LOS REFLEJOS DEL JUGADOR ES UN FACTOR IMPORTANTE EN EL JUEGO

He llegado a jugar a muchos juegos de matamarcianos a lo largo de mi historia, ya que con un cartucho de muchos en 1 tenía una cantidad importantes de juegos por el estilo (Xevious, 1942, entre otros), pero había uno que mayormente me ponía más a prueba que los otros mencionados, y ese se trataba de Star Force, pues es un juego donde tienes que tener unos buenos reflejos para ir esquivando lo que va saliendo en pantalla, así como los disparos que nos irán lanzando mediante el camino.

El nivel de dificultad del juego va aumentando cada área que vayamos pasando, pues el primero, los enemigos irán apareciendo y seguramente casi ni lleguen a disparar hasta que hayamos avanzado un buen trecho de esa área, luego, estos irán bajando de maneras más rápidas, así como lanzando ataques más rápidamente, llegando a un punto que si no tenemos los reflejos necesarios, es fácil que alguno de sus ataques nos acabe quitando una vida, o que un enemigo acabe golpeando contra nosotros consiguiendo el mismo objetivo.

Es por ello un punto importante, hay juegos de su estilo que no tira tanto de los reflejos ya que no llena de tal manera la pantalla de enemigos, o lo hace de una manera que puede ser más sencillo acabar con la horda antes de que suponga un serio peligro, en este caso cuando más avancemos, más peligro supondrá aquel enemigo que en su comienzo era algo fácil acabar con él.

 

 

 

MINI BOSS Y BOSS EN CADA NIVEL

Se va formando el Mini Boss

Otra cosa que destacaba en su época frente a otros matamarcianos, era tener un “mini boss” antes de llegar a ese boss del que comentaremos cómo era.

Otros juegos de su estilo, como 1942, no contaba en si con un boss final, si no que ibas pasando niveles acabando con todo avión que te encontrabas en su camino, pero Star Force tenía otra idea muy buena, pues cuando llegábamos a una parte del nivel, el escenario cambiaría su música y de repente se formaría un enemigo con varias piezas que se dirigirá directamente hacia nosotros, teniendo que acabar con el antes de que esta consiga chocarse con nosotros.

En Star Force los enemigos es el alfabeto griego

Luego de acabar con ese miniboss, aparecerá el verdadero boss, que es una letra del alfabeto griego (Alfa, Beta, Ganma, Delta…) donde habrá tres opciones: que acabemos muriendo por los dos cañones que hay al lado de esa pieza que nos disparara antes de que el scroll siga avanzando, o acabar con aquella pieza para conseguir una puntuación superior, o que esa pieza acabe desapareciendo perdiendo esos puntos extras.

Puede parecer a simple oídas un bonus, pero en Star Force la idea era distinta, pues cuando más áreas vayamos pasando, veremos que esos cañones dispararan de manera más rápida, con ello haciendo más difícil ese trabajo que en la primera área parecía pan comido.

 

UN JUEGO SIN UN ARMA SECUNDARIA

A lo mejor uno de los puntos “negativos” era el de no tener un arma secundaria como en otros juegos de su estilo ya sea para hacer una limpieza de la zona o para disparar a enemigos que estén en el plano inferior (como era el caso de Twin Bee o Xevious), pero era algo que en cierto modo no le hacía falta, por ello le pongo entre comillas.

Star Force buscaba la destreza y reflejos del jugador, y por ello no buscaba poner las cosas fáciles cuando te encontrabas con una horda de naves enemigas que iban en busca de acabar derribando tu nave… ¡¡maneja tu Star Force y acaba con ellos, si no quieres desaparecer del mapa!!, es una premisa que a mí siempre me gustó, ya que en otros juegos, cuando te las veías difíciles, siempre tenías la vía rápida de lanzar la bomba y que todo enemigo de la zona desapareciera.

Aunque eso sí, tiene unos power up que mejoraran el ataque de nuestra nave, pero estos aparecerán ocasionalmente por lo que hay que estar atentos en cogerlo.

 

UN PLANTEL AMPLIO DE ENEMIGOS

Estos rombos son un verdadero peligro, mucha variación de enemigos en Star Force

Hay muchos juegos de matamarcianos, donde mayormente es ir acabando con enemigos iguales que le iban subiendo la dificultad o te hacían parecer que eran distintos pero solamente le habían cambiado el color, algo que en este juego no pasa.

Pues bien Star Force tiene una cantidad importante de enemigos que nos iremos encontrando por el camino, y cada uno con su mecánica de ataque, habiendo algunos de ellos que si no tenemos cuidado, nos la puede liar a base de bien, ya que en cantidad son unos enemigos realmente poderosos.

 

 

Naves rápidas y que disparan en áreas superiores, todo un peligro en que tus reflejos serán vitales.

Destacare los tres que siempre me pusieron en un apuro, el primero, es una nave en forma de “U” que bajara pareciendo que va a terminar desapareciendo por el otro lado, pero no… esa nave en cuando pase por tu lado, se lanzará hacia ti, aparte de dejarte unos cuantos disparos por el camino, sin duda si no eres rápido acabando con ellos que se lancen cinco o seis contra ti es algo difícil de esquivar. Otro son unos rombos que se posicionaran donde estemos, obligándole mayormente a dispararlos, cuando se hace, estos dejaran 4 disparos que hay que ir esquivando, algo sencillo si es uno, pero cuando hay muchos en pantalla es mejor ir poco a poco o disparar a los de la misma zona porque si no la pantalla se llenara de disparos que al final podrán acabar con una de tus naves. Para finalizar los 3 enemigos, un circulo que irá bastante deprisa, que si no la destruyes, esta dará una vuelta y desaparecerá por la otra esquina, puede parecer fácil, pero hay que contar que ira apareciendo uno detrás de otro, y cada vez con más rapidez, por lo que llegara un momento que si no acabas con ellos antes que den esa vuelta estaremos en un grave peligro de que nos golpee una de las naves, o que uno de sus disparos nos derribe.

Como veis es un juego variado en mecánicas, es algo de agradecer, ya que hará estar atento siempre a lo que te viene por delante esperando qué mecánica usará y cómo tendremos que defendernos.

Para finalizar, terminaré con una curiosidad que me sorprendió mucho, pues aquí en Ceuta, mi ciudad, llegó la Famicom, y teníamos un gran plantel de consolas clónicas de su versión japonesa, pues como tal Star Force llegó su versión japonesa, y hay una cosa bastante clara cuando se juega a su versión europea y japonesa: la japonesa es mucho más difícil, es un reto todavía superior a lo que era el de NES, algo que es bastante sorprendente.

Por lo que si algún día lo queréis probar, os recomiendo si no estáis acostumbrado a este estilo de juego, probad la versión europea, y ya cuando estéis más familiarizados, id a la japonesa que veréis bastante bien ese cambio de dificultad que ofrece Star Force.

Deja una respuesta