The Static Speaks My Name: Depresión y oscuridad

Vale, de acuerdo, el título no suena muy optimista pero os aseguro que el juego merece una oportunidad. Además es gratis y solo va a consumir diez minutos de vuestras vidas, así que no perdéis nada, ¿no? Posiblemente ya habréis notado que los juegos que experimentan me gustan, los que intentan darle un giro a una mecánica muy vista o transmitir algo de un modo original. The Static Speaks My Name me parece uno de ellos, eso sí, quizás queráis jugar antes de continuar leyendo, ya que hay pequeños spoilers.

The Static Speaks My Name es un juego desarrollado en Unity por Jesse Barksdale. En él, controlamos a un hombre que ha caído en una profunda depresión durante su última noche con vida, unas horas antes de suicidarse. El juego en diez minutos es capaz de crear una atmósfera de tensión e incertidumbre, muy perturbadora, a esto ayuda también el humor negro que lo cubre todo.

El hombre se despierta de madrugada, muy pronto, nada más abrir los ojos lo primero que vemos es el siguiente póster:

tssmn2-610x336

Hoy será un día mejor…¿de verdad él cree eso? Quizás el póster solo se refiera a que se acabará su sufrimiento tras una larga espera, tras pasar por una profunda depresión. Mientras cumplimos objetivos tan simples y cotidianos como ir al baño, desayunar o limpiar el microondas, podemos encontrar notas u objetos que nos vayan desvelando un poquito más de la historia, que siempre tiende a ser interpretada por el jugador. Encontraremos incluso una nota de despedida para su madre.

Pero el eje central está en el cuadro que veremos incontables veces por toda la casa, muy simple aparentemente: tan solo son dos palmeras en una pequeña isla desierta.

maxresdefault (1)

El problema es que nuestro protagonista está peligrosamente obsesionado con él, incluso tiene una sala llena de copias del mismo cuadro, cada una con diferentes anotaciones sobre el significado de las palmeras, su posición, la luz, el lugar en que basa…incluso ha llegado a cambiar los colores y los contrastes para verlo desde una perspectiva diferente. A lo mejor esto refleja el cambio que experimenta él mismo en su interior y para el cual busca un significado.

hqdefault (1)

El apartamento está casi totalmente aislado del mundo exterior, como el propio hombre. Ventanas tapadas con tablones, puerta bloqueada…y unas televisiones a las que no les llega señal. Solo el ordenador nos permite comunicarnos con algunos amigos, en un momento del juego lo utilizaremos y empezaremos una conversación con una amiga a la que tendremos que decidir si contarle como nos sentimos, aunque nuestra inseguridad posiblemente nos lo impedirá. Nadie se da cuenta de que necesitamos ayuda.

En nuestra habitación, poco decorada, tenemos una foto de nuestros «bebés», que resulta que son nuestras mascotas: unas gambas que tenemos en una pecera. En un momento determinado tendremos que comernos a alguna de ellas, lo que a priori parece una tontería e incluso algo gracioso se convierte en una acción bastante perturbadora, ya que sabemos que el protagonista las apreciaba. Quizás esto sea un símbolo de como se está consumiendo él mismo por dentro, quizás por este bucle de sufrimiento y tristeza todos los días haya decidido ponerle fin a su vida. Al fin y al cabo si que es posible que este vaya a ser un día mejor…

thestaticspeaksmyname1

Hay cosas que no he querido mencionar para no arruinaros la sorpresa, por si estáis interesados en probarlo. Pesa poco y se juega rápido pero no os dejéis engañar, es un juego cargado de significado y con temas tan oscuros como el suicidio o la depresión. ¿Por qué no nos dejáis vuestra interpretación en un comentario?

De aquí podéis descargar el juego, donando dinero voluntariamente, aunque no es obligatorio y se puede bajar gratis. Y aquí os dejo el twitter del desarrollador.

 Gameplay The Static Speaks my name

https://www.youtube.com/watch?v=v3yOJ97bfiY

Deja una respuesta